Diócesis de Querétaro suspende los eventos religiosos ante coronavirus

Diócesis

Hasta nuevo aviso, quedan suspendidas todas las actividades pastorales diocesanas, así como parroquiales, de santuarios, templos y rectorías de índole comunitaria

La Diócesis de Querétaro, informó las medidas que tomará ante la emergencia sanitaria por el Covid-19, atendiendo con ello las indicaciones emitidas por las autoridades de salud local y federal y a lo dispuesto por la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM).

En un comunicado, el obispo Mario de de Gasperín Gasperín, indicó las acciones que como Iglesia tomarán respecto a la contingencia a causa de la propagación del coronavirus, señalando que el derecho a la libertad religiosa y sus diversas expresiones es derecho de todos, siempre apelando a la prudencia y sabiduría.

Así, la Diócesis informó que quedan suspendidas hasta nuevo aviso, todas las actividades pastorales diocesanas, así como parroquiales, de santuarios, templos y rectorías de índole comunitaria: retiros, asambleas, congresos, jornadas, peregrinaciones, fiestas patronales, talleres, cursos, catequesis para sacramental, incluidas las celebraciones litúrgicas y de piedad popular de la semana Santa“.

Sin embargo, señaló que se dispensa la obligación de participar en la misa de los domingos y fiestas de precepto a todos los fieles de la diócesis de Querétaro; por lo que podrán seguir las actividades propias de la semana Santa a través de plataformas digitales, la radio y la televisión, tratando de unir mente y corazón a las intenciones de los sacerdotes, quienes deberán celebrar la misa de manera privada y cotidiana en el santo oficio de la misa. Los señores párrocos celebrarán el día domingo la misa pro Populo y tendrán la oportunidad de cumplir con el deber de interceder por sus fieles”.

“Respecto al sacramento de la reconciliación (confesiones), unción de los enfermos y del Santo viático, los sacerdotes atenderán a los fieles que en conciencia lo soliciten, extremando precauciones y medidas sanitarias de prevención y de contagio”.

Por otro lado, informó que los templos parroquiales, capillas, santuarios y rectorías permanecerán abiertos de manera habitual, procurando que se observen las medidas de seguridad y de higiene, a fin de que los fieles no se vean privados de un espacio donde puedan, de manera individual, hacer oración o visitar al santísimo Sacramento. Si el inmueble llegara a ser fuente de contaminación, se cerrará atendiendo el dictamen de la autoridad sanitaria”.

“Respecto a la administración notarial de las parroquias, en la cancillería, la economía diocesana y el tribunal eclesiástico, seguirá prestando sus servicios, extremando precauciones y observando las medidas sanitarias oportunas de contacto físico”.

Finalmente, la Diócesis de Querétaro enfatizó que estas medidas aplicarán para las 105 parroquias que la integran, misma que comprende todo el estado de Querétaro y la parte noreste del estado de Guanajuato.