Se queda sin trabajo en plena contingencia epidemiológica

trabajo contingencia

Juan confía en recuperar su trabajo una vez que pase la contingencia que prevalece a nivel nacional

Juan es una persona de 38 años y hoy afronta los embates de la contingencia epidemiológica por la Covid-19… ya que se quedó sin trabajo.

El joven, quien es padre de dos niños de 8 y 12 años de edad, trabajaba, hasta hace una semana, con el hijo del dueño de un pequeño puesto de tacos que se instala casi todas las noches en la esquina de avenida Belén y Pie de La Cuesta.

Juan confía en recuperar su trabajo una vez que pase la contingencia que prevalece a nivel nacional; pero, mientras eso ocurre, se mantiene optimista y en espera de que lo manden llamar de dos lugares a donde acudió a solicitar trabajo: uno es para lavar carros y otro como “chalán” en una ferretería.

En tanto, Gonzalo Salcedo López, de 67 años, tenía dos años sin trabajar, pero ante la situación económica que prevalece por la contingencia se vio en la necesidad de volver al puesto de tacos del que es dueño.

Con todo y el dolor de cadera que sufre por permanecer mucho tiempo de pie, la diabetes que padece y la artritis que adquirió por pasar muchos años en el calor, regresó a preparar la carne para los tacos.

“Me encontraba en una disyuntiva y como bajaron las ventas considerablemente desde hace dos semanas tuve que correr al otro chaval que nos ayudaba y tenía que prescindir de alguien y era él (Juan), mi hijo o yo; así que para poder comer tuve que sacrificar a Juan… espero volver a contratarlo cuando la situación mejore porque la verdad es que yo ya no puedo trabajar, ahorita lo hago por necesidad y porque tengo que sacar para comer”.

Aseguró que desde hace dos semanas está comprando menos insumos, es decir, menos carne, menos queso y menos tortillas, porque las ventas han bajado considerablemente.

Recordó que anteriormente terminaba de vender entre las 22:00 y las 22:30 horas y ahora le dan la una de la mañana y apenas lleva tres cuartos de tacos vendidos.

“Esperemos que está situación no empeore, porque la verdad es que yo ya no iba a regresar; y sobre todo no quería volver porque soy una persona en condición vulnerable de adquirir el virus por todos los achaques que tengo”.

Piden Cámaras apoyo a la Federación para cumplir con pago íntegro de salarios