Exceso de información no real ni objetiva incide en agresiones a personal médico

Exceso de información no real ni objetiva incide en agresiones a personal médico
Exceso de información no real ni objetiva incide en agresiones a personal médico a los trabajadores de salud

El presidente del Colegio Estatal de Psicólogos de Querétaro explicó que uno de los factores que incide en la agresión hacia el personal médico es el exceso de información no convincente, no real, no objetiva y no científica

La desconfianza infundada de que el personal médico y enfermeras al entrar a un ambiente hospitalario pueden estar contagiados de coronavirus incide en las agresiones hacia los trabajadores de la salud, aseguró Juan Carlos García Ramos, presidente del Colegio Estatal de Psicólogos de Querétaro (Coepsique).

Explicó que si bien en la relación médico-paciente debe predominar el respeto y la empatía, muchas veces no se da así; uno, porque los usuarios de los servicios médicos entran en un proceso emocional producto de la notificación de un padecimiento, la incomprensión y la falta de empatía del personal médico por el estado de sufrimiento que el paciente puede tener; y otro, es el caso de las limitaciones, falta de equipo e insumos en las instituciones de salud, lo que hace difícil una relación de atención.

“En el caso de los usuarios, la ira es una de las emociones que inician este proceso de afrontamiento ante una enfermedad, ante el riesgo de perder la vida o ante el fallecimiento de un familiar; la ira va generando una desorganización emocional que se puede convertir en agresión hacia los médicos y las instituciones, pues hay una percepción, muchas veces equivocada de que el paciente no es atendido adecuadamente de acuerdo a la necesidad o urgencia que perciben los familiares o que hay cierta responsabilidad en el personal médico de lo que le ha pasado al familiar”.

Explicó que otro factor que incide en la agresión hacia el personal médico es el exceso de información no convincente, no real, no objetiva y no científica que circula a través de rumores o en redes sociales.

“Sí debe haber sus excepciones, hay de todo, pero este rechazo al personal médico que trabaja en algún área médica me parece que obedece a otro contexto de la dinámica familiar que tiene”.

Para revertir esta situación, dijo, las personas deben generar conciencia y tener claro que esto es una pandemia y hay implicaciones económicas, sociales, médicas y psicológicas que hay que afrontar, y sobre todo hay recomendaciones que se deben cumplir.

Injusto, que en lugar de agradecer a personal médico, lo agredan