Por choque entre pobladores, 15 muertos en región de Oaxaca

Por homicidio calificado, la Fiscalía General de Oaxaca abrió una carpeta de investigación

Luego de la muerte de 15 personas en el Ayuntamiento de San Mateo del Mar, comunidad ikoots del Istmo de Tehuantepec, Oaxaca, tras un enfrentamiento entre habitantes, la CNDH exhortó al gobierno del estado a garantizar la protección y resguardo de la vida, integridad y seguridad de los habitantes.

La CNDH lamentó los hechos violentos y exigió la intervención del gobierno estatal, la Fiscalía General de Justicia y la Secretaría de Seguridad Pública de esa entidad, para que realicen el proceso de investigación que conduzca al esclarecimiento de los hechos.

Recordó que en los últimos meses se han agudizado las diferencias sociales entre las comunidades, generándose zonas de conflicto en donde priva la ingobernabilidad.

“Ante ese escenario, es deber del gobierno local salvaguardar la integridad y los derechos humanos de las personas integrantes de sus comunidades, así como preservar las libertades, el orden y la paz pública, que comprende también la prevención especial y general de los delitos, privilegiando el diálogo y la concertación, que permitan los consensos necesarios para construir y garantizar la paz”, expresó la CNDH en un comunicado.

La Fiscalía General del Estado, en tanto, inició una carpeta de investigación por el delito de homicidio calificado. Indicó que ya indaga sobre los hechos ocurridos durante la noche del pasado domingo y la madrugada de ayer 22 de junio, en la agencia municipal de Huazantlán del Río, jurisdicción de San Mateo del Mar.

Informó que de manera coordinada con los tres órdenes de gobierno, así como de corporaciones de seguridad federal y estatal, se acordó el traslado de 40 agentes estatales de investigación y tres médicos, así como 80 elementos de la policía estatal y 39 integrantes de la Guardia Nacional.

Confirman captura de madre, hermana y prima de “El Marro” en Guanajuato