Los límites entre la realidad y la ficción

La narrativa fantástica es algo más que autos voladores o alienígenas: la mayoría de las historias tiene como fondo premisas filosóficas y existencialistas, tabúes en torno a la ética y la sexualidad y críticas sociopolíticas

Andrea Urbiola

Autos voladores, alienígenas invasores y mundos posapocalípticos son ideas que nos vienen a la mente al hablar de ciencia ficción, situaciones a las que negamos existencia… al menos aún.

Sin embargo, el contexto actual, sobre el que tantas reflexiones escuchamos, nos obliga a replantearnos: ¿realmente existen esos límites entre realidad y ficción?

La periodista y escritora española Rosa Montero habla de la ciencia ficción como “una herramienta poderosísima para hablar del presente”, y no necesariamente porque las situaciones que se plantean en dicho género sean literales, sino porque si entendemos el contexto fantástico como un pretexto para explorar la condición humana, podremos tener un interesante método de comprensión de nuestra especie, así como sus pensamientos y temores más profundos.

La narrativa fantástica es algo más que autos voladores o alienígenas tomando control de nosotros: la mayoría de las historias tiene como fondo premisas filosóficas y existencialistas, planteamientos bioéticos, reflexiones sobre la identidad personal por la que tanto luchamos, la inexistencia del tiempo, tabúes en torno a la ética y la sexualidad, el temor a perder el control de nuestro entorno por situaciones o especies desconocidas, críticas sociopolíticas, entre otras.

¿Qué es el ser humano sino un cúmulo de planteamientos y reflexiones a las que probablemente no tendrá respuesta alguna? Si le damos la oportunidad, a través de este género accedemos a una posibilidad de conocimiento mayor sobre nosotros mismos y esas interrogantes que nos acechan, porque incluso en ese cine fantástico de superhéroes, podemos entender necesidades humanas. Ahora bien, no solo existen esas películas con altos presupuestos, hay también otras que si bien no tienen oportunidad de acceder a esos recursos, son historias complejas, dignas de ser proyectadas.

Recordemos que un bajo presupuesto no se traduce en una mala película; en razón de ello, les presentamos una serie de recomendaciones del género que nos atañe, de todos tipos de presupuesto, épocas y origen.

Alphaville (1965, Francia)

Director: Jean-Luc Godard
En esta distopía orwelliana, se plantea la historia de Lemmy Caution, un detective que viaja a otro planeta con la intención de poner fin al régimen de Alpha 60, una supercomputadora inteligente que domina a la sociedad de dicho planeta, persiguiendo y condenando a sus artistas e implementando un control absoluto del lenguaje a través de la censura.

Planeta Salvaje (1973, Francia)

Director: René Laloux
Filme de culto dentro de la ciencia ficción que relata la existencia de vida en un planeta habitado y dominado por una raza alienígena en el que los humanos son considerados inferiores y utilizados como forma de entretenimiento y explotación.

En la Luna (2009, Reino Unido)

Director: Duncan Jones
Un astronauta cercano a concluir la misión por la cual fue enviado al espacio empieza a notar situaciones extrañas por las que conocerá un terrible secreto, que lo hará replantearse el sentido de su propia existencia.

La Zona (1979, Unión Soviética)

Director: Andrei Tarkovsky
En esta cinta se narra la existencia de un lugar prohibido llamado “La Zona”, en el que cualquiera que ingrese podrá cumplir sus deseos más íntimos y cómo unas personas denominadas “stalkers” fungirán como guías clandestinos a quienes se interesan en ingresar a ella.

Sobreviven (1988, Estados Unidos)

Director: John Carpenter
Un hombre encontrará unos lentes mediante los cuales se puede ver una realidad a la que es imposible acceder con la simple vista humana. A través de ellos, verá cómo unos extraterrestres controlan a la humanidad a través de mensajes subliminales.

Blade Runner (1982, Estados Unidos)

Director: Ridley Scott
La Corporación Tyrell creó un modelo de robot denominado “Replicante”, con la intención de tener máquinas idénticas al hombre que serían utilizadas como esclavos. Sin embargo, estos replicantes se rebelaron en contra de los humanos, por lo que fueron desterrados del planeta. Dicha rebelión ganada por los hombres era liderada por los llamados “Blade Runners”. El retirado blade runner Rick Deckard es llamado a servicio para terminar con los últimos replicantes.

High Life (2018, Francia)

Directora: Claire Denis
Monte y su hija Willow viven solos en una nave a la deriva en el espacio. A través de recuerdos, sabremos que no siempre estuvieron solos. Monte era integrante de una tripulación conformada por exconvictos condenados a muerte que conmutaron su pena por el cumplimiento de una misión de investigación sobre hoyos negros.

Los parecidos (2015, México)

Director: Isaac Ezban
Durante la lluviosa madrugada del 2 de octubre de 1968, un grupo de personas queda varado en una estación de autobuses. Mientras intentan conseguir un medio para salir de ahí, serán víctimas de un fenómeno particular en el que empezarán a tomar la forma física de uno de ellos.