Lunch A Palooza, el primer videojuego queretano en llegar a Xbox

Seashell es un estudio independiente de animación ubicado en la ciudad de Querétaro, integrado por gamers emprendedores que han logrado lo que nadie: llegar a las grandes ligas de los videojuegos. Lunch A Palooza ya está disponible en Xbox One.

Por: Bárbara Manríquez

En 2015, un grupo de amigos decidieron juntarse y así crear Seashell Studio.

Rodrigo Cuadriello Garza, director general y cofundador de este estudio independiente, platicó con nosotros sobre el orgullo de llevar el primer videojuego desarrollado y creado netamente en Querétaro a plataformas mundiales como Xbox. Y, próximamente, Playstation y Nintendo.

“Todos los que estamos trabajando en Seashell Studio como fundadores nos conocimos desde la etapa de la universidad. Teníamos la inquietud de desarrollar algo para poder ser unos precursores aquí en el estado, si bien sabíamos, que aquí en Querétaro estaba este nicho de oportunidad”, dijo en entrevista telefónica.

Para crear este estudio independiente, Rodrigo señala que se necesita “un equipo que esté comprometido, que sepan que tienen la misma visión que tú”, pero llevarlo a cabo no fue fácil pues al inicio el proyecto debía ser sustentado por ellos mismos.

Fue hasta 2017 cuando lograron ser finalistas del concurso Hazlo en corto y Eco Film Fest, cuyo premio en efectivo fue uno de los principales motores para arrancar el proyecto. Además, señala, fueron buscando distintas fuentes de financiamiento hasta lograr una inversión privada.

Se cuenta fácil, pero para estos siete emprendedores la tarea no ha sido sencilla, pues, además del financiamiento, dedicaron años de preparación, capacitaciones para desarrollo en consolas de videojuego; así como la constitución y administración de su empresa.

CUANDO EL SUEÑO SE HACE REALIDAD

A finales de 2017, el deseo de crear un videojuego para su consumo y no para un concurso fue la motivación para a lanzar la moneda al aire y aventurarse a este proyecto.

Lunch A Palooza es una guerra de comida modo “multijugador”, es decir, se puede jugar de dos a cuatro personas o con enemigos manejados con inteligencia artificial. En la plataforma, ocho personajes con distintos ataques, que deben interactuar entre sí, se enfrentan en diferentes escenarios y niveles de dificultad.

El tiempo de desarrollo ha sido arduo pues les llevó cerca de tres años. El paso más complicado y tardado para Sellshea fue la licencia de Xbox que obtuvieron a finales de 2018 pues para lograrla debieron pasar por una certificación de calidad para que su juego se publicara en esa plataforma.

“Saber que un proyecto de varios años ya tenga su fecha de lanzamiento se siente increíble, pero al mismo tiempo no puedes esperar a que ya llegue, porque al final muchos de los procesos de la última fase no dependen tanto de ti sino de las consolas y de los procesos de certificación”, relata.

Rodrigo, quien fungió como líder de proyecto para el desarrollo de Lunch A Palooza, nos comenta que este es el primer videojuego queretano en llegar a Xbox. “Desarrollado completamente en Querétaro hasta lo que conocemos, sí, somos los primeros, dijo.

“El publicar un videojuego cuando eres un estudio pequeño es una de las metas principales que debes tener (…) Es mucho trabajo al inicio pero al final, vale la pena.

Lunch A Palooza está ahora en miras de obtener la certificación y publicación para las consolas de Play Station y Nintendo.

CÓMO LES AFECTÓ LA PANDEMIA

“Tuvo altibajos”, platica. Antes de la pandemia del Covid-19, el equipo de animadores se encontraba rentando un espacio de ‘co-working’ en el Centro Histórico, sin embargo, se vieron en la necesidad de dejarlo para trabajar desde casa.

Sin embargo, esto no los ha desalentado, ya que gracias a que muchas personas pasan más tiempo en casa, las ventas del videojuego han ido en aumento. “Nos dimos cuenta de la cantidad de usuarios que existe y que están queriendo comprar videojuegos en este momento”, dice.

Este estudio en crecimiento, que también ha apoyado a estudiantes de las universidades Cuauhtémoc, Politécnica de Hidalgo y Politécnica de Santa Rosa Jáuregui a realizar sus prácticas profesionales, ya tiene nuevos proyectos en mente.

“Tenemos dos proyectos en marcha, ambos videojuegos”, uno de ellos centrado en la fábula de la Tortuga y la Liebre, y el otro, en colaboración con otros talentos de San Juan del Río, con una temática de suspenso.

“Creo que ayudaría mucho difundir tanto el proyecto como al estudio, y que podamos seguir subsistiendo”, nos dijo al finalizar esta entrevista.

El gasto en videojuegos digitales alcanza récord durante confinamiento por coronavirus