Acuerdan rescatar cuerpos de los mineros fallecidos en Pasta de Conchos

El Gobierno de México y las familias de los 65 mineros fallecidos en Pasta de Conchos acordaron una indemnización, la reparación del daño y la construcción de un memorial en honor a las víctimas

Familiares de 65 mineros que murieron sepultados en 2006 tras colapsar una mina de carbón del gigante Grupo México, en el norte del país, alcanzaron el lunes un acuerdo con el gobierno de México para la reparación de los daños e iniciar el “rescate inmediato” de las víctimas.

Tras casi 15 años, desde que ocurrieron los hechos en el norteño estado Coahuila, la Organización de Familias de Pasta Conchos acordó con el Gobierno de México el pago de indemnizaciones, la construcción de un memorial y la realización de obras públicas, entre otras cosas.

“Las familias están muy contentas (…) el rescate sigue siendo la prioridad, nunca se había firmado un acuerdo así (…) con esto se subsanan mal entendidos y asperezas en el tema”, dijo Cristina Auerbach, abogada defensora de las familias afectadas.

Los cadáveres de los mineros permanecen atrapados desde el accidente, y los primeros intentos de rescate estuvieron a cargo de la minera Grupo México, que está presidida por el magnate mexicano Germán Larrea.

Por ahora, no han iniciado los trabajos de campo, en la mina siniestrada solo “se han realizado estudios geofísicos que iniciaron en noviembre y terminaron en mayo (…). Faltan un par de meses hasta concluir la ingeniería a detalle y licitar la obra para que comience el rescate”, agregó Auerbach.

El caso fue admitido en 2018 por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), al encontrar inconsistencias durante las pesquisas.